miércoles, 30 de junio de 2010

Proyecto Chemtrails CON DETALLES

Proyecto Escudo o Shield Project: Estudio sobre efecto invernadero, 1992

Es una gran suerte que tenemos todos a disposición el estudio de 994 páginas realizado por una panel de científicos e investigadores llamado ”Policy Implications of Greenhouse Warming: Mitigation, Adaptation, and the Science Base” (1992) (es decir, Implicaciones de la política del calentamiento por efecto invernadero, mitigación, adaptación y base científica”).

Cuando alguien nos diga que los chemtrails son fruto de nuestra imaginación y que no hay base “científica” sobre ello, podemos remitirles aquí e incluso podemos solicitar online una copia del libro por el módico precio de 89.95$ así como comprar la versión pdf por casi 77$ (aunque podemos leerla completamente gratis).

Como digo, el documento no es nuevo, fue publicado en 1992, pero hasta que las revelaciones del informante, un científico que trabajó en el Proyecto Escudo y murió (como consecuenica de un suicidio, un año despúes de informar sobre este proyecto) no llegaron a la luz pública, los investigadores del fenómeno chemtrail no comenzaron a unir los puntos de la línea.

Este estudio es la justificación científica de, entre otras cosas, el proyecto global Escudo hecho a base de chemtrails (y que muy probablemente está intimamente relacionado con otros proyectos de emisión electromagnética como HAARP).

Si entramos en este enlace podemos leer este largo y extenso estudio donde, como ya os podréis imaginar, no se menciona ni una sola vez la palabra chemtrail, ni la palabra bario, ni aluminio, porque es sólo la punta del iceberg: un estudio público realizado por un panel de expertos (es interesante leer dónde trabajan estos expertos y vereís que Harvard ocupa un lugar destacado (como sabemos esta universidad está intimamente relacionada con la familia Rockefeller) así como corporaciones como Du Pont , ambas intimamente relacionadas con el Proyecto Manhattan, entre otras cosas, os recomiendo repasar la lista de “expertos”.

Bien, pues entrando en el contenido del documento leemos por ejemplo:

Q. Opciones de Geoingeniería

Dentro del subapartado MITIGACIÓN encontramos el Apartado 28. Geoingeniería

“En este capítulo se consideran varias opciones de “geoingeniería”. Estas opciones implican una ingenería a gran escala de nuestro medio ambiente para combatir o contrarrestar los efectos de los cambios en la química atmosférica. La mayor parte de las opciones tienen que ver con la compensación del aumento de la temperatura global, ocasionada por el aumento de los gases del efecto invernadero, por medio de reflejar o alejar una fracción de la luz del sol que entra en la atmósfera. Otras posibilidades de geoingeniería incluyen reforestar los Estados Unidos para aumentar el almacenamiento de carbono en la vegetación, estimular un aumento en la biomasa oceánica como medio de aumentar el almacenamiento de carbono en los océanos, disminuyendo el CO2 por absorción directa, y disminuir el halocarbono atmosférico por medio de destrucción directa.Es importante reconocer que en el presente estamos en un gran proyecto de “geoingeniería” inadvertida por alteración química de la atmósfera y no parece inapropiado actuar si existen medidas que puedan contrarrestar esto si pueden ser implementadas para paliar el impacto adverso de la misma.

Esta “geoingeniería” inadvertida implica gran indefinición y gran riesto. Las contramedidas de ingeniería necesitan ser evaluadas pero no deberían ser implementadas sin una amplia comprensión de los los efectos directos y los efectos secundarios potenciales, las implicaciones éticas y los riesgos. “Y en la pág 447 un poco más adelante, después de medidas para mitigar el efecto invernardero como la Reforestación de Estados Unidos (vamos conectando la línea de puntos con los proyectos llamados de ECOLOGIA convenientemente auspiciados y potenciados por los poderosos?) leemos en la página 447 la primera de las otras medida y de ahi hasta el final del capítulo.

Screening Out Some Sunlight (es decir Filtrar, Eliminar algo de la luz solar)

Space Mirrors (Espejos Espaciales)

Space Dust (Polvo Espacial)

Stratospheric Dust (Polvo Estratosférico)


“Aunque el polvo espacial no parece ser importante, los cálculos de los tiempo de residencia de polvo de 0.2-µm en alturas de 20 a 40 km son del orden de 1 a 3 años (Hunten, 1975). Parece aceptado que los aerosoles volcánicos se quedan en la estratosfera durante años (Hunten, 1975). Una pantalla podría ser creada en la estratosfera por medio de añadir más polvo al polvo natural estratosférico para aumentar su reflejo de la luz solar neto”

Multiple Baloon Screen (Pantalla de múltiples globos)

Changing Cloud Abundance (Modificar la abundancia de las nubes)

Atmospheric Chlorofluorocarbon Removal (retirada del clorofluorocarbonato atmosférico)

Debajo de cada uno de esos apartados podeís leer los estudios de coste-beneficio para cada una de esas posibilidades.

Atención al contenido muy detallado de estos cálculos:

Estimación de la masa (nota: se entiende de la masa de aerosol para fumigar con el objeto de crear el efecto pantalla)


“Ramaswamy and Kiehl (1985) estiman que el polvo en forma de aerosol con un peso de 0.2 g/m2 para el polvo con un radio de cerca de 0.26 µm aumentaría el albedo planetario
(nota Trinity: Albedo (Al-bee-dough) es la fracción de luz solar incidente que es reflejada) en un 12 por ciento, resultando en una disminución del 15 por ciento del flujo solar que llega a la superficie de la Tierra. Dado que se requiere aproximadamente 1 por ciento del flujo solar, como sugieren las gráficas 13 y 15 se sugiere que , con estas cargas, los efectos del polvo pueden ser razonablemente extrapolados linealmente. Las estimaciones se harán usando una carga de polvo de 0.02 g/m2 con un radio por cada partícula de 0.26 µm.”

“El polvo en el modelo de Ramaswamy and Kiehl’s se distribuye entre 10 y 30 km en la estratosfera de forma uniforme sobre el planeta. El efecto real sobre la fuerza radiativa de una distribución global de polvo adicional sería de alguna manera superior en latitudes bajas que en altas porque hay mayor cantidad efectiva de luz solar por razones geométricas. Estos disminuiría ligeramente los gradientes de temperatura del ecuador al polo y tendría algún efecto sobre la intensidad del clima. Presumiblemente, este efecto puede también ser estudiado con modelos climáticos globales”.

Escenarios
“Penner et al. (1984) sugireron que emisiones de 1 por ciento de la masa de carburante de un avión comercial en forma de partículas, a alturas de entre 40,000 y 100,000 pies (de 12 a 30-km) durante un periodo de 10 años cambiaría el albedo planetario suficientemente como para neutralizar los efectos de la multiplicación por dos de la cantidad de CO2.

Ellos propusieron que readaptar los sistemas de combustión del motor en altas altitudes de los vuelos comerciales podría hacerse con una pérdida de eficiencia practicamente nula.
Usando las estimaciones de Reck de los coeficientes de extinción para las partículas (Reck, 1979a, 1984), estimaron que se requerían cerca de 1.168 ¥ 1010 kg de partículas, comparado con la estimación del panel que es de 1010 kg, que se basa en el estudio de Ramaswamy and Kiehl (1985).”

Ellos posteriormente estimaron que si el uno por ciento del carburante de un avión volando por encima de los 30.000 pies fuera emitido continuamente durante un periodo de 10 años, la masa requerida de material en forma de partículas podría ser emitida. Sin embargo, los actuales vuelos comerciales rara vez operan a 40.000 pies (12 km) y los ciclos de vida de las partículas a las altitudes operativas serían mucho más cortos que 10 años”

” Una posibilidad alternativa es simplemente permitir a los aviones comerciales llevar polvo hasta su altitud de vuelo máxima, desde donde podrían distribuirlo. Para hacer una estimación de costes, se asume algo muy simple: que la misma cantidad de polvo que se calcula para la estratosfera podría funcionar para la tropopausa (el límite entre troposfera y estratosfera). Los resultados pueden ser escalados para otras cantidades. Los comentarios hechos arriba sobre el posible efecto del polvo en el ozono de la estratosfera se aplican tambien para el ozono en la baja estratosfera, pero no en la troposfera. La altitud de la tropopausa varían con la latitud y estación del año”.

(Comentario Trinty: todo esto lo traduzco para que veamos el grado de detalle de este estudio de 994 páginas donde ningún cálculo ha quedado al azar. Atención al cálculo de los costes)

“En 1987, los vuelos doméstivos volaban con 4,339 millones de toneladas-millas con un beneficio operativo de 4.904 millones de dólares. Esto da un coste de algo más de un dólar por tonelada por milla de carga. Si una misión de distribución de polvo requieriera el equivalente a 500 millas de vuelo (1.5 horas) el coste sería de 500 $ por tonelada. Ignorando la diferencia entre las toneladas inglesas y métricas, un coste de 0.50$ por Kg de polvo. Si 1010 kg tienen que ser liberados cada 83 días (suponiendo que el polvo cae a la misma tasa de velocidad a la que es dispersado), se requerirían 5 veces más de toneladas por millas de las calculadas en 1987.”

Modificar la abundancia de Nubes (otro método para aumentar el albedo planetario)

Introducción

“Estudios independientes estiman que un aumento del 4 por ciento aprox. en la cobertura de las nubes marinas estratocumulus seria suficiente para contrarrestar un doblamiento del CO2 (Reck, 1978; Randall et al., 1984). Albrecht (1989) sugiere que la reflectividad media baja de una nube (la capacidad de la nube para que no pase la luz solar a través de ella) podría ser aumentada si la abundancia de núcleos de condensación de la nube (NCN) aumentara debido a emisiones de SO2. Se ha propuesto que las emisiones de NCN deberían ser liberadas sobre los océanos, que la liberación produciría un aumento en el albedo nuboso de los estratocúmulos solamente y qie las nubles quedaráin a las mismas latitudes sobre el océano donde el albedo de la superfice es relativamente constante y pequeño”

“(…) En consecuencia, cerca de 300/cm3 por día (30 por ciento de 1000) de NCN tendrían que ser descargados diariamente en la base de la nube para mantener un aumento del 4 por ciento en la nubosidad.”

Estimación de la Masa de Núcleos de Condensación Nubosa NCN

“La estimulación de nubes por medio de NCN parece ser una forma plausible y de bajo coste capaz de usarse para mitigar cualquier cantidad de CO2 equivalente por año. Los detalles de la física de las nubes, la verificación de la cantidad de NCN que hay que añadir para un grado particular de mitigación y la posible lluvia ácida u otros efectos que supongan añadir NCN sobre los océanos necesitan ser investigados antes de que cada sistema sea puesto en funcionamiento. Una vez que sea tomada la decisión, el sisetma podría ser movilizado y comenzar a operar en el plazo de un año aprox. y los efectos de la mitigación serían inmediatos. Si el sistema se paralizara, los efectos de la mitigación presumiblemente cesarían rapidamnte, en días o semanas, cuando los NCN extra fueran retirados por la lluvia y llovizna”.

“Los sistemas de apantallamiento de la luz solar no tendrían que ser puestos en práctica hasta poo antes de que fueran necesitados para la mitigación, asi como se requieren estudios para entender sus efectos y diseño y trabajo de ingeniería para conocer si estas tecnologías estarían disponibles a demanda”.

Veamos el apartado de:

Conclusiones:

“Algunas de estas posibilidades, incluyendo los espejos espaciales, la retirada del CFC y la pantalla de múltiples globos parecen ser poco prácticas o demasiado caras o farragosas. Deben ser tenidas en cuenta, sin embargo porque cambios tecnológicos podrían hacerlas más atractivas en el futuro.

La reforestación tiene bajo coste, es una opción ecológicamente atractiva que puede ser adoptada rapidamente pero tiene está muy limitada.

Otros esquemas dependen del efecto del polvo adicional (o posiblemente disparado) en la estratosfera o apantallamiento de la estratosfera baja. El polvo puede ser liberado en la estratosfera de varias formas, incluyendo cohetes o ser subido por medio de globos de hidrógeno o de aire caliente. Estas posibilidades parecen económicas, plausibles y capaces de mitigar el efecto de tanto CO2 como podamos pagar. /subir polvo o dispararlo a la tropopausa o la baja estratosfera con aviones puede verse limitado, a bajo coste a la mitigación de 8 a 80 galones de CO2 por año.

Dichos sistemas podrían ponerse en marcha en una año o dos si la decisión se tomara y los efectos de la mitigación se notarían inmediatamente (…)

Dicho polvo tendría un efecto visible, particularmente en la salida del sol y la puesta de sol y calentaría la estratosfera a la altitud del polvo”.

(Comentario Trinity: ¿no estarán estas bizarras tormentas como la del pasado Abril en Colonia relacionadas con este experimento?)

(…)

“Los sistemas de apantallamiento solar no deberían ser puestos en marcha hasta un poco antes de que se requiera la mitigación, aunque debería realizarse estudio para entender bien sus efectos, asi como para diseñar y hacer el trabajo de ingenería para determinar si estas tecnologías están disponibles si son requeridas.

Quizás una de las sorpresas de este análisis son los costes relativamente bajo por los cuales algunas de estas opciones de ingeniería pudieran ser implementadas”. (…)

Más adelante en el apartado Q. Opciones de Geoingeniería de los Apéndices hay un estudio más pormenorizado de los cálculos para cada una de estas soluciones.



Aquí una introducción y listado de los expertos que trabajaron en su dia en este documento y la realización de los cálculos.

Como os digo, este documento es sólo la punta del iceberg. El estudio se realizo hace ya 15 años. Desde entonces, es evidente que sólo se han reforzado en su teoría del Calentamiento Global por Co2: han declarado prácticamente disidentes a los cíentíficos que no están de acuerdo con esta teoría, aunque curiosamente un reciente estudio en Gran Bretaña ha demostrado que los ciudadanos no están nada convencidos por esta teoría oficial que explica supuestamente el calentamieno. Han trabajado en medidas económicas, políticas, fiscales entorno a esa teoría. Están trabajando seriamente en el adoctrinamiento de las nuevas generaciones para “educarles” sobre esta visión del clima y han tenido tiempo y financiación (recordemos que todos estos proyectos se financian con partidas que van bajo otros epígrafes de partidas presupuestarias, pero que salen de nuestros impuestos) para “progresar” en el desarrollo de una o varias de estas tecnologías.

Es evidente que el Proyecto Escudo es una realidad y los chemtrails (la palabra que podemos encontrar en el estudio que hace referencia a ellos es AEROSOL) no son más que el resultado de esto.

Lo impresionante no es sólo que los gobiernos empleen nuestro dinero en políticas que no consensuan con la ciudadanía, ni los parlamentos, ni hacen públicos a través de los medios de comunicación. Lo indignante no es sólo que no tengan la menor intención de que esto cambie a corto o medio plazo, sino que ni siquiera, aunque de forma solapada, son capaces de alertar a la población sobre los efectos secundarios que sus ilegales proyectos puestos en marcha producen en nuestra salud. No nos alertan de la mala calidad del aire, de las medidas protectoras de los más débiles a disposición de cualquier ciudadano; nada de nada.

Simplemente somos cifras. Cifras globales de posibles muertos, afectados, enfermos por proyectos que están siendo probados y experimentados contra la población, en base a teorías que no han sido suficientemente discutidas, probadas ni siquiera consensuadas con expertos en climatología, metereología, física o biología.

¿De qué se trata entonces todo esto?

Es evidente: de otro engaño más dentro de otro engaño. En este co-participan tristemente docenas de científicos que un día decidieron que la ciencia era una forma de vida y sustento en lugar de ver en la ciencia una forma de mejorar la humanidad en su conjunto. Prefieren estar con el equipo ganador, con los que pagan, con los Rockefellers y los que controlan las revistas “científicas” que pueden asegurarles una sólida y prometedora carrera, en lugar de presentar dudas, profundizar en sus análisis. En definitiva, prefieren sumarse a esa MENTIRA CONVENIENTE (de los Gore y tipos de su calaña) que trabajar por el bien de la humanidad.

Así como en el caso de los Gobiernos, que nos han vendido a todos, estos que se hacen llamar “científicos” también lo han hecho.

Han aportado su firma a esta locura contra la humanidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Hola, tesoro!
¿Qué quieres decirme?