domingo, 1 de mayo de 2011

Niños envenenados con mercurio - LAS VACUNAS - Degeneración Neuronal

¿Están seguros de que van a volver a votar en su país a aquellos partidos políticos mayoritarios que están obligando judicialmente a vacunar a sus hijos?. Recomendamos tragar saliva antes de ver estos vídeos. ¿Te han mostrado esta información en las noticias de la TV?


La industria de las vacunas ha dañado un sinnúmero de niños, dejándolos con problemas neurológicos, trastornos intestinales extremos y dolores para toda su vida.

Este video es un servicio público de Cryshame.org, o Cryshame.co.uk que muestra el costo humano que traen las vacunas y que la industria farmacéutica simplemente ignora.

Beth tiene 9 años y no puede hablar. Es autista y tiene dolores intestinales que la atormentan. Sufre frecuentes e insoportables dolores con los que debe lidiar diariamente.

Antes, era una niña feliz, pero…

Esto es demasiado terrible para ignorarlo.

Los médicos que advierten de este peligro han sido acusados de cruel indiferencia. Cruel desprecio es no atender (y provocar) tanto dolor en los niños. Los padres necesitan saber qué puede pasar con sus hijos de vacunarlos. Recuerde a los niños que la Industria de las Vacunas ha olvidado.

CryShame es una organización creada por padres y los profesionales del Reino Unido preocupados por el aumento catastrófico en los trastornos de autismo y la posible relación con las toxinas que las vacunas que contienen, especialmente la MMR y el Timerosal (mercurio).

El objetivo es llamar la atención del público a la difícil situación de miles de niños en todo el mundo que padecen de autismo regresivo y /o enfermedad intestinal tras la exposición a las vacunas infantiles.

CryShame apoya a los profesores Simon Murcia, el Dr. Andrew Wakefield y el profesor Walker-Smith, que fueron acusados ante el Consejo General de Médicos del Reino Unido debido a las conclusiones de sus investigaciones. Y defiende los derechos democráticos de los científicos y profesionales médicos a participar en investigaciones y publicar las conclusiones pertinentes, sin temor a ser atacados por eso.




“CREO QUE ES ABSOLUTAMENTE CRIMINAL DAR MERCURIO A UN BEBÉ.” Dice Boyd Haley, Ph.D. Presidente del Departamento de Química, Universidad de Kentucky

A pesar de que se sabe que el mercurio provoca degenaración neuronal, se lo sigue incorporando a los alimentos procesados y las vacunas obligatorias. ¿Por qué? RECORDEMOS EL DISCURSO PRONUNCIADO EN ABRIL DE 2010 POR BILL GATES DONDE MENCIONA EL USO DE VACUNAS EN EL ESFUERZO POR REDUCIR LA POBLACIÓN MUNDIAL y encontraremos la respuesta.

La mayoría de las personas no entran en contacto directo con el mercurio, pero están expuestos a pequeñas dosis continuas, dando lugar a un envenenamiento lento pero sostenido del cerebro. Con el paso de los años, se va alterando altera el juicio, el pensamiento racional, disminuye la memoria la estabilidad emocional.

Este metal tiene la desafortunada propiedad de pasar al feto durante el embarazo dejando secuelas a largo plazo en el niño, que incluyen la pérdida de memoria, disminución de las habilidades del lenguaje y otras complicaciones cognitivas.

El mercurio se encuentra en cantidades peligrosas en pescados y mariscos, (resulta paradójico que se promueva la ingesta de estos animales por su contenido en Omega-3). También en el jarabe de maíz (HFCS) que se utiliza en la mayoría de alimentos procesados encontrados en el supermercado, como mermeladas, refrescos y productos horneados pre-elaborados y también, en sopas, panes, salsas para pasta, cereales, platos congelados, productos cárnicos, aderezos para ensaladas y condimentos. Se encuentra también en productos de salud, incluyendo barras de proteínas, alimentos “bajos en calorías” y bebidas energéticas.

Pero lo más grave es la inoculación directa de mercurio que se les realizan a los bebés, y niños con las vacunas.

Un niño recibe aproximadamente un total de 25 vacunas desde que nace hasta su adolescencia temprana. Muchas de ellas contienen Timerosal, un conservante que contiene 49% de mercurio.

Este uso sin precedentes de mercurio en los niños está creando una generación de niños con deterioro cognitivo.

Resulta irónico que las vacunas que supuestamente tienen el propósito de cuidar la salud, en realidad está afectando negativamente el desarrollo neurológico.





Fuente: TE ATREVES A DESPERTAR

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Hola, tesoro!
¿Qué quieres decirme?