miércoles, 29 de junio de 2011

Los Incendios se acercan al laboratorio nuclear de los Álamos



La situación de los incendios forestales en el Estado de Nuevo México, EE. UU., continúa empeorando. El fuego sigue devorando el territorio de 25.000 hectáreas del Parque Nacional de Santa Fé, que rodea por tres lados a la ciudad de Los Álamos, donde se ubica el laboratorio del Departamento de Energía del país. Las llamas ya están a una distancia de tan solo 15 metros del complejo del laboratorio.

Los bomberos de varias partes del Estado tratan de sofocar el incendio en la zona, aunque comunican que la situación empeora y la superficie del siniestro se multiplica a gran velocidad debido a los vientos de más de 100 kilómetros por hora.

Mientras tanto, los representantes del Laboratorio Nacional de Los Álamos aseguran que a pesar de la cercanía de las llamas no hay ningún peligro, que todavía no se ha producido ninguna fuga radioactiva, ya que todo el material nuclear peligroso, incluidos los desechos tóxicos, está bien guardado en el complejo y está seguro.

Unos días antes, tras enterarse de que los fuertes incendios se extendían rápidamente, las autoridades municipales ordenaron que se llevara a cabo la evacuación de los ciudadanos de Los Álamos. Asimismo el pasado 27 de junio los bomberos consiguieron apagar un foco de fuego en el territorio del famoso laboratorio nuclear donde nacieron las bombas atómicas lanzadas en Japón en 1945.

Los incendios han llegado a Nuevo México desde el Estado de Arizona, donde el fuego ha arrasado una superficie de 200.000 hectáreas de bosque, y desde allí se extendieron también a Texas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Hola, tesoro!
¿Qué quieres decirme?