viernes, 30 de septiembre de 2011

Dick Cheney teme que se produzca un ataque terrorista biológico

No te preocupes por los cutter en los aviones, el próximo ataque terrorista en el mundo occidental podría ser biológico o nuclear y la cifra de muertos podría estar en  cientos de miles, según el ex vicepresidente Dick Cheney.



El veterano en la política de EE.UU.  que trabajó en las administraciones de Nixon y Ford  y más tarde como secretario de Defensa de George Bush padre,  Cheney,  estuvo en Canadá esta semana para promover su nuevo libro de memorias personales y políticas, ‘In My Time’.


En su libro, que salió al mercado a principios de este mes, Cheney relata su larga carrera en Washington, incluyendo restricciones en el jefe de gabinete del presidente Gerald Ford y su tiempo como secretario de Defensa con George Bush padre, Cheney se abre con sus recuerdos en la mañana del 9 / 11, el acontecimiento que definió su etapa como vicepresidente.



He aquí un extracto de la entrevista: 



“Mi mayor preocupación hoy en día  cuando pienso en una amenaza es la posibilidad de que habrá otro ataque, pero la próxima vez será con armas letales, no sólo  billetes de avión y cortadores de cartón. “


“Me preocupa mucho  ver  la posibilidad de que un grupo de terroristas consigan  un agente biológico  o un dispositivo nuclear y lo pongan en alguna de nuestras ciudades. Obviamente, eso sería devastador. La cifra de muertos podría llegar a cientos de miles “.



Su opinión sobre las Naciones Unidas: 


“Me siento tan frustrado como cualquiera que conozca  las Naciones Unidas. No puedo dejar de pensar   mi tiempo en el gobierno, la mayoría de las veces era  frustración. Ha habido excepciones como la época donde Saddam Hussein invadió Kuwait donde  tuvimos que hacer un esfuerzo internacional para obtener algún tipo de declaración para liberar Kuwait y restaurar el gobierno legítimo, lo cual hicimos. Recibimos apoyo de la ONU. El Consejo de Seguridad aprobó una resolución que autorizaba el uso de la fuerza para ello, y pensé:  fue un paso positivo. Sin embargo, en general, con el tiempo, puede ser una organización muy, muy frustrante para trabajar.



Su opinión sobre las acusaciones de criminal de guerra: 


 ”He sido muy cuidadoso. Todo se hizo con la aprobación del presidente, con el Consejo Nacional de Seguridad y  el Departamento de Justicia que revisaban cada paso  para asegurarse de que lo que hacíamos no violaba  ningún estatuto internacional o los tratados  que forman parte. “

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Hola, tesoro!
¿Qué quieres decirme?