sábado, 22 de octubre de 2011

Obama anuncia retiro total de sus tropas de Irak a finales de este año

"Tras casi nueve años, la guerra de EE.UU. en Irak habrá terminado" con la salida, dijo. Se quedarán 150 efectivos de los actuales 40.000.

por Fernando Fuentes

"Como había prometido, el resto de nuestras tropas en Irak volverá a casa cuando acabe 2011. Tras casi nueve años, la guerra de EE.UU. en Irak habrá terminado". Luego de sostener una videoconferencia con el primer ministro iraquí, Nuri Al Maliki, el Presidente norteamericano, Barack Obama, declaró así ayer el fin de la guerra de Estados Unidos en Irak, al anunciar que todos sus soldados saldrán del país asiático dentro de dos meses.
"Como candidato a presidente" en la campaña del 2008, recordó Obama en un mensaje desde la Casa Blanca, "me había comprometido a ponerle un fin responsable a la guerra en Irak". "Hoy puedo decir que nuestras tropas finalmente estarán en casa esta Navidad", agregó, tras asegurar que "los iraquíes tomaron la completa responsabilidad por la seguridad de su país".
Así, unos 40.000 soldados estadounidenses deben abandonar el país bajo un acuerdo de estatus de fuerzas negociado en 2008. 

En los peores momentos de la guerra iniciada en marzo de 2003 por el gobierno de George W. Bush, EE.UU. llegó a tener desplegados 180 mil efectivos. Obama recordó que su gobierno removió ya a unos 100.000 soldados norteamericanos de Irak.
Tras el retiro, EE.UU. e Irak ingresarán a una "nueva fase" y sostendrán "una relación normal entre naciones soberanas", apuntó Obama. El primer ministro iraquí visitará la Casa Blanca en diciembre.
Obama aseguró que la salida se produce "desde una posición fortalecida" de EE.UU. y destacó que, una vez concluida la guerra en Irak, se continuará el retiro ya iniciado en Afganistán y que está previsto que se complete en 2014. 

Inicialmente, el Pentágono aspiraba a mantener un contingente de cerca de 5.000 militares después del 31 de diciembre en Irak, para desarrollar misiones de formación y operaciones especiales. Sin embargo, no se llegó a un acuerdo con Bagdad.
Según la agencia Reuters, las conversaciones fracasaron por la reticencia del gobierno iraquí a garantizar la inmunidad a los soldados que permanecerían en el país después de diciembre, un requisito clave para que Washington mantuviera sus tropas allí después de la fecha de retirada establecida.
Sin embargo, el diario The New York Times dijo que Obama pareció dejar abierta la posibilidad de nuevas negociaciones sobre el tema de los instructores militares. "Como le dije al primer ministro Al Maliki, vamos a continuar las discusiones sobre cómo podemos ayudar a entrenar a Irak y equipar a sus fuerzas otra vez", afirmó el presidente de EE.UU.
Según el diario The Washington Post, la única presencia militar estadounidense que se mantendrá en Irak serán unos 150 soldados, necesarios para proteger la embajada de EE.UU. en Bagdad.

 

 

Seguirán contratistas


Pese al anuncio efectuado por Obama, líderes iraquíes han dicho en privado que desearían que las tropas estadounidenses se quedaran en el país para mantener la paz entre iraquíes árabes y kurdos, comunidades enfrascadas en una disputa por el control de las zonas ricas en petróleo situadas en el norte del territorio, según Reuters.
CNN señala que las negociaciones para darle inmunidad a las tropas de EE.UU. se tornaron tensas, luego de que Wikileaks dio a conocer cables, según los cuales civiles iraquíes murieron en 2006 durante una redada de efectivos norteamericanos y no en un ataque aéreo, como había reportado el Ejército.
Tras el anuncio de Obama, el consejero adjunto de Seguridad Nacional, Denis McDonough, indicó que entre 4.000 y 5.000 contratistas estadounidenses ofrecerán cobertura de seguridad a las instalaciones diplomáticas de EE.UU. en Irak.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Hola, tesoro!
¿Qué quieres decirme?